Variedades automáticas: Fundamentos del rendimiento

El cultivo de variedades automáticas está siendo actualmente la elección de la mayoría de los autocultivadores de exterior en Chile, principalmente por su rapidez, baja altura (y discreción) y relativa facilidad de cultivo.
Es sabido que las plantas de marihuana autoflorescientes no están caracterizadas por rendimientos XL, lo que no quiere decir que no podamos obtener muy buenos resultados, con el plan de manejo adecuado claro.

Entendiendo bien cómo se comportan, en especial en su primera etapa de vida, podemos tener un 70% del éxito asegurado.

Nos han contactado cultivadores que han obtenido producciones de tan solo 5g por planta, siendo que el potencial es sobre 60g y con mínimos cuidados un cultivador principiante podría alcanzar los 40g por planta, por lo tanto, en promedio 360 g/m² con una densidad de 9 plantas por metro cuadrado.

Genética rudelaris y floración

Las variedades automáticas son obtenidas a partir del cruce con una subespecie de cannabis llamada rudelaris, lo que las convierte, después de su estabilización génica, en plantas de fotoperiodo neutro, o sea que no responden al estímulo fotoperiódico para iniciar la floración.

En la plantas de marihuana convencionales, se requiere una reducción de la horas de luz para inducir la formación de flores, por lo tanto en el cultivo interior, el cultivador es quien determina la longitud del período vegetativo y en consecuencia el tamaño y la producción.

Un período vegetativo predefinido genéticamente que no podemos modificar es, en parte, la característica que otorga cosechas tan rápidas, pero también es el talón de Aquiles ya que nos obliga a tener una fase de crecimiento impecable, sin factores limitantes ni el más incipiente estrés.

Para que obtengas el máximo rendimiento, hemos elaborado una lista con recomendaciones de cultivo y el factor determinante que explica por qué el consejo es importante de implementar. Nos enfocamos principalmente en el cultivo de exterior, por lo que omitimos variables inherentes al cultivo en indoor.

  • Utiliza un medio de cultivo formulado por expertos: Las plantas automáticas comienzan a florecer entre la 3° y 4° semana de vida, tengan el tamaño que tengan. Al ocupar un sustrato profesional permites un crecimiento inicial vigoroso y rápido, en especial si cultivamos en un sistema hidropónico.
    Cumpliendo con esto obtendremos plantas con un crecimiento adecuado antes de iniciar su floración.
    Fabricantes recomendados: CANNA y Biobizz
  • Siembra directo al sustrato agregando micorrizas: Lo que menos queremos es retrasar el crecimiento de hojas, ramas y brotes nuevos. La plántula tendrá de qué nutrirse apenas forme las primeras raicillas. Al momento de sembrar, incorpora al sustrato microorganismos benéficos, como por ejemplo Micorrizas, que son hongos que hacen simbiosis con la planta y aceleran el crecimiento. Evita germinar en servilletas, toallas húmedas, jiffys o cualquier otro medio inerte.
  • No expongas a plantas nuevas a sol directo: Comienza sembrando en un lugar sombreado ya que así mantendrás mejor la humedad, tan pronto la planta emerga muévela a un lugar donde el sol incida de manera indirecta o «semisombra». Sólo cuando la planta haya formado el primer par de hojas reales (no los «cotiledones» que son las «hojitas redondas»), estará preparada para recibir el sol directamente, entre más horas diarias; ¡MEJOR!
  • Estimula el desarrollo de raíces desde el primer día: Riega con bioestimulantes que promuevan el crecimiento y desarrollo de las raíces, éstas explorarán todo el suelo para absorber agua y nutrientes. Los estimulantes a base de algas marinas y que además contienen fósforo funcionan muy bien creando un extenso sistema radical.
  • Evita cualquier tipo de estrés: Estrés hídrico, térmico, lumínico o cualquier otro que suponga un estancamiento del crecimiento no podrá ser remediado en las automáticas, en especial el exceso de riego.
  • Fertiliza con nitrógeno a partir de la 2nda semana: El nitrógeno es el elemento más demandado por la planta durante el crecimiento vegetativo y va en aumento hasta la entrada a floración. Utiliza la dosis máxima que indica el fabricante de fertilizantes para plantas de marihuana o herbáceas.
  • Utiliza tu plan habitual de fertilizantes de floración desde la 3era semana: En la mayoría de las variedades automáticas la inducción floral comienza en la 3° semana, pero no es hasta 1 semana después en que ya se pueden ver las primeras flores. Los abonos de floración con mayor contenido de fósforo, potasio y calcio, inducirán oportunamente la formación de flores si además se utilizan en conjunto con estimulantes a base de microelementos, oligoelementos y minerales, debido a que funcionan como catalizadores.

¿Te ha parecido útil este artículo? Compártelo!

Compartir:

Newsletter




Envío gratuito

En semillas desde $55.000 todo Chile

Regalos en todos tus pedidos

Siempre incluímos un regalo

Compra segura y discreta

Sitio web seguro y encriptado. Embalaje discreto

× ¿Necesitas ayuda?